loader image

Así afecta la ola de calor a tu coche

Fuente: 20Minutos. Fecha noticia: 05/07/21

Las altas temperaturas tienen efectos negativos sobre la mecánica de los vehículos.

El verano se espera con muchas ganas, sobre todo después de un invierno en el que el termómetro ha marcado mínimos y la nieve ha sido la protagonista durante varios días. Pero, una vez metidos en canción, las olas de calor y los casi 40 grados de temperatura agobian a cualquiera y los coches no son una excepción.

Hay muchos aspectos mecánicos de los vehículos, incluidas también las motos, que pueden verse afectados por las altas temperaturas, Además, el calor reduce el rendimiento del motor y merma la capacidad de reacción del conductor, por lo que se convierte en un combo muy peligroso para la seguridad vial en carretera.

Según ALD Automotive, durante esta estación aumentan casi el doble las asistencias de emergencia y el pronóstico es que este año el verano sea algo más cálido de lo habitual. Los cinco elementos que más acusan el aumento de las temperaturas son:

  • Nivel de aceite. Cuando la temperatura supera los 40 grados, aumenta la intensidad de evaporación, por lo que es importante revisar el nivel para que el sistema no pierda eficacia.
  • Dilatación de los neumáticos. Con el calor, el aire de los neumáticos tiende a dilatarse, por lo que es importante llevarlos con la presión mínima recomendada.
  • Temperatura del motor. Es importante verificar el nivel del líquido de refrigeración para evitar que el motor se recaliente más de lo normal durante los viajes, pues una temperatura excesivamente elevada puede incrementar la pérdida de potencia en el motor hasta en un 15%.
  • Sistema de climatización. Con temperaturas extremadamente altas en el exterior, el sistema tiene que trabajar al máximo. Antes de ponerlo en marcha, se recomienda igualar la temperatura exterior e interior para evitar sobrecargas de uso.
  • Líquido de frenos. Es importante comprobar su estado y nivel, pues es muy sensible a la temperatura y podría provocar una pérdida de eficacia a la hora de frenar.